Artículos

¿Por Qué No Preñan Nuestras Vacas?

 

Dr.  Raul J. Santivañez Vivanco (BUIATRA)

Esta es una pregunta que todo ganadero o  criador se hace  todos los meses del año, y que es  la principal causa de frustración  en sus  anhelos de crecimiento.  Después de algunos años  de recorrido  entre las vacas he aprendido  algunas máximas  que  es mi deseo transmitirlas por el  buen desarrollo de la ganadería nacional.

La vaca es un animal con una fertilidad bastante alta, la gran mayoría de las vacas  después del servicio de inseminación artificial y/ o por monta natural quedan  fecundadas, pero los embriones recién formados por diversas causas  mueren dentro de los primeros días; se calcula por diversos trabajos  científicos  que  la tasa de fecundación en vacas normales y sanas es cercana al 90 %. La mayor cantidad de perdidas embrionarias  suceden entre la primera y tercera semana ( 30 % ); entre la tercera y novena semana  se pierden entre el 10 a 15 %  y finalmente  las perdidas  después del diagnóstico de gestación a los  45 a 50 días no es más del  5 %  a 8 %. Esto nos orienta el primer parámetro  que debemos evaluar  y es: ¿A los cuántos días  me está  repitiendo  la vaca?

Cuando la  mortalidad es antes  del día 16 o 17 (del Ciclo) la vaca nos mostrara un celo normal a los 18  o 20 días, pero cuando la mortalidad es después de los  17 días  la vaca repetirá  con un intervalo más largo e irregular, esto nos puede estar indicando  que la fecundación se realizó  pero  el embrión murió  por alguna causa  o en su defecto no se pudo implantar en el útero, por no estar este en las condiciones apropiadas,  sea esto por causa de una infección uterina,  sea  bacterial, viral o por protozoarios. En este acápite también debemos tener muy en claro  que de las pérdidas de gestaciones por causa infecciosa  no es  más del 30 % de las muertes embrionarias.

En los programas de Sincronización de  celos  y/o sincronización de ovarios  estamos observando que la fertilidad es bastante baja ( en el mejor de los casos llegamos al 35 %)  razón por la cual nos hace  analizar  algunas posibles causas de estas falla que tanto daño nos ocasionan al ganadero. Según trabajos realizados por el  Dr. Milo Willback de la Universidad de Wisconsin  las principales causas son las siguientes :

  1. Entre el 20 % y 25 % de las vacas no tienen cuerpo lúteo.
  2. Entre el 10% y el 20% no regresiona el cuerpo lúteo
  3. Algunas vacas no responden a la terapia hormonal.

Todo esto nos indica que existe un aproximado del 50 % de las vacas que: “No Ovula”. Estas experiencias nos llevan  a la conclusión  que la siguiente causa de fallas en nuestra  inseminación es “deficiencias  en el cuerpo lúteo”.   Esta deficiencia   nos causa  alteraciones en los niveles necesarios de progesterona  para una buena preñez.

De igual forma el Dr. Willback  nos indica que para que  se mantenga la preñez  por arriba de los 60 días es necesario que en el momento de la inseminación  existan niveles adecuados de estrógenos, esto se ha demostrado, comparado  la preñes  de las vacas sincronizadas con estrógenos y las sincronizadas sin estrógenos  sea con GNRH  y /o  PMS  después de la “Prostaglandina.”

También  el  Dr Willback  nos reporta  que  la lisis  de los cuerpos lúteos existentes al inicio del programa  de sincronización es más completa cuando se emplean  “Estrógenos” conjuntamente con  la GNRH. Esto nos daría  un inicio de una onda folicular  con  presencia de un buen Cuerpo Lúteo. Otra  recomendación que nos hace el dr. Willback  es que podemos mejorar nuestra fertilidad  si adelantamos  en algo  el tiempo de la Prostaglandina , esto se debería  a que los niveles de  Progesterona  serian más bajos ( 0.3 ngr /ml  es el ideal) en el momento de Inseminación.

Ahora analizaremos  los tiempo  de la I.A. hay una gran variación  de conceptos sobre  el tema de la hora de inseminar, para comenzar  yo tengo bien clara la idea de que el “Toro  no le pregunta a la vaca a qué hora comenzó su celo” :  simplemente la monta y si ella se deja fácilmente  se realiza  una  correcta  “copula que debe terminar en una correcta fecundación y  finalmente el parto”.

Para  realizar un correcto protocolo de I.A.  debemos  tener muy en claro los siguientes conceptos  de la fisiología bovina  y  parámetros  de manejo  “Eficiente”.

1.-  Todas las vacas de un establo tienen un reloj  biológico que se ha establecido por las distintas prácticas de manejo que se realizan en el establo tales como  la hora de reparto de las comidas, la hora del ordeño, las horas  de más calor. Esto determina  que la gran mayoría de las  vacas  inicien su celo en un rango bastante cercano de horas. El Dr. Ray Nebel de la Universidad de  Virgínea nos indica que la intensidad del Celo  y el tiempo de duración de la actividad de monta no alteran la fertilidad y que es mejor inseminar  pronto por cuanto no sabemos  cuándo  se  inició el celo recomendando  que el mejor momento es  6   Horas después de la mayor actividad sexual, cuando usamos semen sexado  que por su menor concentración  es preferible  inseminar al final del celo.

En mi experiencia  he comprobado que la gran mayoría de las vacas preñadas  son las que se inseminan por la mañana  y que a las vacas de la tarde  aun  siendo pocas su preñez también es menor.  En otra oportunidad tratamos de  detectar lo más exacto posible la hora de inicio del a actividad de monta  para calcular exactamente   la hora de la inseminación, para ello  contratamos tres  celadoras  para observar a las vacas  las 24 horas del día (Un establo de 600 vacas ) los resultados  fueron decepcionantes  y regresamos a la práctica de AM PM.  y Pm Am.  Y el costo  no solo fue en personal adicional si no en la baja de preñez obtenida.

En otro establo  con una población de 2000 vacas  observamos  que  el 85 %  de las inseminaciones  se realizaban por la mañana  y la preñez  era bastante mejor en la mañana que por la tarde este fue el resultado de la evaluación de un año de trabajo.

2.-Debemos tener bien en claro los parámetros fisiológicos del ganado vacuno y me refiero a lo siguiente:

2.1.  El espermatozoide vive entre  30 y 48 horas  en el tracto reproductivo de la vaca.

2.2. El Óvulo de la vaca  vive  de 20  a  24 horas  y en su camino debe encontrarse con los  espermatozoides  para ser fecundado.

2.3. El Blastocito  de la vaca  se libera a  entre los  8 y 9  días  ( import. Para los trasplantes)

2.4.  El Embrión se pega entre los 18  y 20 días  iniciándose la placentación a los 22 días. Si nosotros  tenemos en cuenta  estos tiempos  es cuando debemos preocuparnos de que las vacas  no sufran alteraciones , movilizaciones , cambios de corral , vacunaciones  etc y cualquier otra práctica de manejo que  puede alterar  el normal desarrollo de la futura ternera

2.5.  Otro parámetro importante es conocer que  las horas de manifestación del celo varían  si se trata de una sola vaca o de varias vacas  en el caso de una sola vaca la duración de las manifestaciones del celo  es alrededor de 10 horas mientras que cuando se trata de dos o más vaca la actividad sexual puede duplicarse este dato es un argumento muy importante cuando evaluamos realizar o no programas de sincronización que incluyen un buen número de vacas  a la vez, además debemos tener presente que el celo en las novillas es bastante más largo que en las vacas lo que nos permite  realizar la I.A. a distintas horas según sea el caso. No debemos olvidar nunca que las vacas ovulan  aproximadamente a las 28 horas de iniciado la actividad   sexual (+ / –  5 horas).

3.- La detección del Celo. Para detectar el celo la vaca tiene que MANIFESTARLO  esto es lo más importante; En la actualidad se han diseñado un sin número de métodos  y programas de cómputo para  detectar  la mayor cantidad posible de Celos.  Personalmente creo yo que la mejor forma de  la detección de celos es el “ojo de una persona  dedicada exclusivamente a este  trabajo”;  labor que debe realizar  durante todo el día, manteniendo un registro de  sus  observaciones  y teniendo a la mano  el registro de las vacas  preñadas  y  fundamentalmente de  las vacas que se han enrolado en programas de sincronización  sea este con “prostaglandinas o con  sincronización de ovarios” . Los programas  que existen en la actualidad son  ayudas para una mejor detección de celos pero “de ninguna manera  deben reemplazar a la observación  personal”.. He tenido la oportunidad de evaluar un establo que inseminaba  al 100 %  de acuerdo con el programa  de cómputo y  cumpliendo con exactitud las horas indicadas y la preñez no era mayor del  30 %. Con estos resultados creo que no se justifica la inversión de un programa de  esta naturaleza.

En un establo con 2000 vacas en ordeño logramos los siguientes resultados durante el año 2015 con  2581 vacas IA.  Preñamos 1352  (52.38 %); con 666 vaquillonas  I: A.  preñamos  444 ( 66% ) y lo más importante para nosotros  fue  tuvimos  con 774 primer servicio 552 Preñeces  ( 74 %) esto fue  el resultado  de  un correcto programa de detección de celos y una  inmediata respuesta de  sincronización a las vacas que no mostraron celo después del periodo de espera voluntario que era de 60 días.

Es importante tener muy presente que los niveles de producción  tienen gran influencia en el número de horas que dura el  celo así como también  en la intensidad de las manifestaciones del mismo, las vacas de alta producción tienen celos de tan solo     4 -5  horas mientras que las de media producción  manifiestan su celo durante 10 horas,   el número de montas  también varía de acuerdo  a la producción de leche  donde las de alta producción  no realizan más de 2  o 3  montas durante su manifestación de celo. Científicamente está demostrado que el flujo basal de sangre  por el riñón  en una vaca de alta producción es de 1578 lt por hora contra una vaca seca  que manifiesta un flujo de 746 lt por hora , como consecuencia de este mayor  pasaje  tenemos una gran diferencia entre los niveles de progesterona  que varía  de 4.11  nano gramos / ml  a 2.58  en una vaca en alta producción; lo mismo sucede con los “estrógenos” que varían de  25 n.gr  a  11 n.gr  en una vaca en alta producción,  como,  se darán cuenta, estas alteraciones son responsable  de la falta de  fertilidad  en las vacas de alta producción. Lo que si nos llama la atención  es que el  tamaño de los folículos  ovulatorios no disminuya y más bien  exista  una  gran proporción de mellizos  esto es debido a los  altos niveles energético empleados en la alimentación de las vacas de alta producción .

4.- Muertes embrionarias  como indicamos al inicio  son muy diversas las causas  para la mortalidad embrionaria, tanto es así que  una  infinidad de productos comerciales  basan sus recomendaciones de usos  en  sus virtudes frente a este álgido problema y es algo que siempre estará  presente en la problemática de la reproducción. En tal sentido  debemos ser conscientes que podemos mejorar la fertilidad de   nuestras vacas  con varios métodos disponibles,  sin llegar tanto al uso de fármacos  milagrosos, en este contexto debemos tener muy presente que la actividad de las “hormonas exógenas no es la misma”   que la actividad de las hormonas endógenas, esta es la principal causa de las variaciones en los resultados  donde un fármaco resulta exitoso  en un experimento y un fracaso en otro similar o igual.

En este acápite  también debemos tener  presente  que  un buen % de pérdidas se realizan  antes de la  implantación, donde muchas pueden deberse a factores genéticos  causados por la elevada consanguinidad como la  que se observa en el ganado lechero de raza holstein que  en la actualidad  está por encima del 7 %.

Una buen cantidad de  gestaciones se pierden  por que el  embrión no logra  una buena implantación, estas fallas de implantación pueden deberse  a niveles bajos de progesterona  por deficiente producción del cuerpo lúteo  o también por que  la mucosa uterina  que debe recepcionar  al embrión se encuentra  inflamada o  contaminada por gérmenes patógenos , esta última posibilidad  frecuentemente se debe a un manejo deficiente del “puerperio”, que incluye  un mal tratamiento  a las retenciones de placenta  que terminan en una metritis séptica.  En la actualidad  sabemos  que los principales causas de la retención de placenta  son la inmunosupresión   y  la alta concentración de sustancias  reos  (sustancias reactivas al oxigeno)  y es allí donde debemos enfrentar nuestros esfuerzos  para controlar este problema de las vacas  lecheras.

Recomendaciones Para  Mejorar La Fertilidad.

  1. Defina un correcto programa de transición, teniendo muy en cuenta que  un manejo deficiente dela  alimentación durante la transición  es el responsable del 85 %  de todos los problemas  en el Puerperio.
  2. Establezca un “periodo de espera  voluntario  de acuerdo con  los niveles de producción   y sus programas de alimentación  en su Establo lechero.
  3. Esmérese en la detección de celos con un personal exclusivo  y a tiempo completo; toda vaca que a  los  70  días  no ha sido inseminada  debe ser  incluida en un programa de sincronización. Debemos tener muy en claro  que casi todos  los programas  son bastante  eficientes, las fallas se presentan  en las  formas y en las horas  de aplicación de los fármacos  y sin llevar  un eficiente control y evaluación para realizar las correcciones  necesarias  que se van observando en el transcurso  de su implementación. Estos programas  deben ser necesariamente  evaluados por un Médico Veterinario para  plantear  alternativas   y modificaciones necesarias, recordemos  que estos programas han sido diseñados  en otras localidades con otros sistemas de trabajo y con otro tipo de personal es por esta razón que no debemos trasplantar  sistemas sino “adecuarlos”   a nuestra realidad  y basados en nuestra experiencia propia.
  4. La revisión Ginecológica de las vacas se debe realizar  semanalmente  o en el peor de los casos cada quincena, debemos recordar  que lo más importante en la revisión ginecológica es detectar las vacas VACIAS  para enrrolarlas lo mas rápidos posible  en un nievo programa de sincronización, no olvidemos  que cada dia que alimentamos a una vaca vacía en el establo es una “gran perdida”.
  5. Debemos evitar todo tipo de estrés sea este  en los corrales, sala de ordeño,  caminos , tengamos presente que todo estrés  causa  secreción de  cortisol  que es inmunosupresor y que además  altera el “Eje  Hipotálamo-Hipófisis-Ovario”, con sus consecuencias en la reproducción. Los efectos negativos del estrés calórico  son conocidos por todos  razón por la que no los tocaremos en el presente documento. A manera de anécdota les contare  que en 14 Establos de Trujillo durante el fenómeno del Niño del año de 1983  entre los meces de enero  y Mayo  no logramos preñar a ninguna vaca.  En una población de  1500   vacas
  6. Finalmente deseo hacer algunas recomendaciones de carácter general que considero  se observan en la gran mayoría de los establos  y que los ganaderos  no le dan la importancia necesaria  para mejorar su ganadería.

6.1. Lo primero  que debemos tener presente es que  no existe un problema  reproductivo.  En un establo, por lo general es un problema integral que  abarca manejo alimenticio  prácticas de manejo inadecuadas, instalaciones deficientes, equipos  obsoletos  y grandes deficiencias en  bienestar animal.

6.2. En la  mayoría de los establos las vacas no salen  cuando programamos su salida y manejamos  eficientemente  la saca  programada, por lo general  descartamos una vaca  cuando  no preña o cuando sufre de una mastitis irreversible o cuando sufre de una acidosis  ruminal grave.

6.3. Sabemos cuál es el valor de la “preñez”  en nuestro establo?

6.4  Sabemos  cuál es el VALOR VACA  en nuestro hato?

6.5. Sabemos cuál es nuestro valor de reemplazo.

6.6  Si podemos contestar en forma clara y correcta estas preguntas  es que estamos en condiciones  de mejorar  nuestro manejo administrativo del Establo  sin olvidar  que lo más “importante  no es analizar los costos sino los beneficios  que tendremos

Nota. Resumen de la conferencia dictada en el  CAMPUS BIOMONT en Lurín, Lima-Perú

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *